transmigración de la ruina
Un atlas fotográfico de las misiones de la Alta y Baja California

Opuntia (Nopal), Misión de Dolores, San Francisco, California.

Una invitación
A la exploración de nuestra mente como anteproyecto para nuestras vidas

Una nueva materialización, de lo que fue; reintegrado, transformado, enriquecido, en su camino hacia una mayor identificación con lo intangible, y menos con su materialidad.
Este proyecto se inició como una exploración de la relación entre los misioneros y los grupos de nativos Americanos de California. Creo que todos ellos, tanto los descendientes de los pueblos originarios, de ascendencia europea, y del tejido multicultural que se dio, compartimos nociones y valores porque todos somos humanos, y que estos podrían ser investigados a través de un enfoque visual; buscando superposiciones de lo que es común.
La idea era explorar esta urdimbre.
Rápidamente me di cuenta de que mi tesis de explorar el traslapo entre el mundo de los grupos étnicos y los misioneros no era lo que pensaba, y que mi interés residía en explorar el cambio de formas pensamiento como un vehículo de transformación.
Mi investigación introductoria de las cosmologías franciscanas y nativas americanas, y la dolorosa historia de las tribus originales de California y los colonizadores españoles y estadounidenses, me ha llevado a considerar las formas en que la sociedad perpetúa estas dinámicas en el futuro, a través de nuestros propios pensamientos, los cuales nos llevan a la creencia de que somos diferentes… los pensamientos se convierten en ‘cosas’.
La banalización de la violencia a través de los medios, películas y noticias que nos rodean, nos ha hecho cada vez más tolerantes a ella. Hay mucho que debería cambiar. El genocidio ha sido una parte recurrente del registro histórico de la humanidad. Es una pena que las misiones hayan contribuido, a la erradicación de la cultura indígena, un proceso que continúa acentuándose hasta el dîa de hoy. Los nobles principios Crísticos que dieron origen a la gigantesca institución fundada en ellos, fueron secuestrados por poderosos intereses internos. Estos valores, inculcados y profesados por seres de consciencia superior y hombres sabios a lo largo de la historia (también presentes en las creencias franciscanas), fueron ignorados, dando paso al dominio y la subyugación, marcas registradas de la expansión colonial.
El Curso de Milagros dice: "Lo que no es amor, es una llamada al amor".
Esta iniciativa de contacto con "el otro" abrió una caja de Pandora para mí, la idea de honrar a la comunidad nativa americana, de "pedir permiso" a nivel energético, se volvió imperativa; lo que me llevó a contactar a un querido amigo y profesor, John Malloy.
"Te escucho, y creo que estás llegando a conclusiones resultantes de un viaje externo —es correcto, regresa a lo interno— la vida es corta mi amigo; olvídate de los molinos de viento, dirígete hacia lo que tiene significado, donde tus talentos resuenan como una campana prístina para la apreciación y beneficio de otros."
John
La idea de que nuestro entorno mental crea nuestra experiencia física es una proposición sostenida durante mucho tiempo por escuelas de pensamiento místico y espiritual de muchas tradiciones. Llamar la atención sobre el acto de pensar y el uso del lenguaje como fuerza creativa es el núcleo de mi proyecto; explorar los contenidos de la mente como modelo para nuestras vidas.
Siempre es posible invocar la búsqueda de un futuro diferente al pasado. En lo que se refiere a nuestra relación con el prójimo, será necesario ir más allá de lo aceptado por la sociedad, y los caminos no son pocos; místicos y seres de consciencia superior a lo largo de la historia han propuesto algunos: el perdón como forma de relación, el respeto por otras formas de vida y la abstención de juicio, son solo algunas.
Cuando permitimos que los recuerdos pasados se reproduzcan, intactos, en el presente, el futuro se vuelve sobre el pasado. Mi propuesta se trata de revisar este giro indiscutible de los acontecimientos, una invitación al público a discernir y aceptar su propia astilla de responsabilidad en la creación y destrucción de nuestro mundo.

Dic. 4 2006, Standing Rock, ND. Veteranos dirigidos por Wes Clark Jr. se arrodillan ante Leonard Crow Dog, chamán Lakota.

.:.
Transmigración de la Ruina se lleva a cabo con la generosa ayuda del Fondo Nacional para la Cultura y las Artes (FONCA), organismo de promoción de la cultura del Gobierno de México.
Back to Top